Ver noticia


 La Consejería de Educación está elaborando una guía que pretende marcar las pautas de actuación de los centros educativos sostenidos con fondos públicos de Castilla y León en los supuestos en los que los progenitores del alumnado menor no convivan en el mismo domicilio -bien por estar divorciados, separados, exista nulidad matrimonial, disolución de la unión de hecho, etc.-. Una vez elaborado el borrador de este documento, la Administración educativa autonómica se lo presentará a asociaciones de padres y madres separados para que puedan formular las aportaciones que consideren oportunas. Asimismo, se informará del texto al ámbito judicial, para enriquecer jurídicamente el contenido, y a la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades.

En la sociedad actual, las situaciones familiares con las que se encuentran los centros educativos son cada vez más complicadas de atender y difícilmente encuentran respuesta en las normas que los equipos directivos y el personal docente están habituados a manejar. Además, asociaciones de padres y madres separados, como la que aboga por la custodia compartida, han instado a la Consejería de Educación a que realice una guía que les facilite el conocimiento de sus derechos y obligaciones en materia educativa, y que ayude a los propios centros en la toma de decisiones y el correcto trato a estas familias.

Por ello, la Administración educativa autonómica está trabajando en la elaboración de un marco de actuación que facilite la tarea a los centros docentes y dé servicio a las familias que tienen hijos menores escolarizados en Castilla y León y sus progenitores no conviven. El modelo que se propone conservaría la actual Resolución de 2009 de la Dirección General de Planificación, Ordenación e Inspección Educativa por la que se establecen las pautas de actuación de los centros educativos en relación con el derecho de las familias a recibir información sobre el proceso de aprendizaje e integración socio-educativo de sus hijos y a la toma de decisiones relativas a sus actividades académicas, en caso de separación o divorcio de los progenitores. Este modelo se completaría con una guía para centros y con un servicio de consulta y asesoramiento a los centros -a través de una dirección de correo electrónico en la que se pueden plantear las dudas y obtener una pauta de actuación acorde con lo que marca el ordenamiento jurídico-.

Una vez elaborado el borrador de guía, la Consejería de Educación se lo presentará a las asociaciones que han manifestado su interés en el tema para que puedan formular las aportaciones que consideren oportunas. Igualmente, se comunicaría al ámbito judicial, para enriquecer jurídicamente el contenido de la guía, y a la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades.

La guía contará con apartados como cuestiones previas acerca de la filiación, la patria potestad y la custodia para facilitar la comprensión de los conceptos básicos en la materia; la escolarización del alumnado, que incluye los principales aspectos a tener en cuenta en el proceso de admisión; información y atención en el centro, que recogerá las decisiones que tendrán que tomar los progenitores; o información sobre la recogida de alumnos en el centro.

 

Autor
Publicado en: Castilla y León
| E-mail | Enlace |

Portada    Burgos    Deportes    Fotos    Pueblos    de Tapas    Entrevistas    Videos    Hemeroteca    Contactar
Copyright 2009 sábado, 24 de junio de 2017    Declaración de Privacidad  Términos de Uso
 
Web Analytics