Entrevistas


  “Al conseguir terminar la prueba sentí mucha alegría por haber guardado un trocito de historia del automovilismo español para Burgos”

Esta 39ª edición del rally Dakar nos ha dejado un hito histórico para el automovilismo español, y todo ha sido gracias a la burgalesa, Cristina Gutiérrez, la primera mujer piloto española en acabar un Dakar en la categoría de coches.

Silvia F. Lorenzo

-          Las puertas del Dakar se abrieron para usted en octubre, solo tres meses antes de que diera comienzo la prueba. ¿Por qué?

·         Llevábamos trabajando mucho durante los dos últimos años para algún día poder estar en carrera. Éste año nos lanzamos a correr tarde porque hubo una llamada al equipo por parte de A.S.O (organizadora del Dakar) interesándose por mi participación, esto nos hizo buscar apoyos de última hora sabiendo que si salía iba a ser una carrera a contrarreloj para preparar todo para el Dakar. Así que se puede decir que desde Octubre hemos hecho una carrera a contrarreloj todo el equipo entero.

-          ¿Cómo fue la preparación para una prueba de estas características?

·         Nos preparamos durante todo el año a nivel físico y técnico porque competimos en el campeonato de España y en el mundial, sí que es cierto que desde que supe que iba al Dakar intensificamos esa preparación a mucha más intensidad, pero realmente nos preparamos para cualquier situación desde que comienza la temporada.

-          ¿En el Dakar se puede disfrutar?

·         Por supuesto, yo he disfrutado incluso de los momentos que se supone que había que sufrir, es una carrera preciosa, todo lo que pasa es nuevo y se puede aprender. Podéis llamarme loca pero incluso los días que estaba 18 horas al volante salía con una sonrisa del coche... ¡competir por la noche me encantó!

-          ¿La cabeza también es importante en un desafío tan duro como el Dakar?

·         Es un 50% del Rally, incluso a veces gracias a la cabeza, cuando el físico ya no está, tiene que ser capaz de sacar fuerzas de donde no las hay. Es una carrera de desgaste físico y mental. La cabeza para mí es incluso más importante que el físico. Saber administrar los tiempos, la capacidad de concentración y aguantar la cantidad de kilómetros que tienes por delante con miles de situaciones que pueden ocurrir es vital.

-          ¿Cómo gestionó la presión que conllevaba poder convertirse en la primera mujer que termina el Dakar en la modalidad de coches?

·         La verdad que sabía que existía esta opción, pero en carrera era mejor no tenerlo en cuenta porque la presión te puede pasar factura, te puedo decir que hasta la penúltima etapa este bonito hito no apareció por mi mente, supongo que para protegerme de los nervios. Al conseguir terminar la prueba sentí mucha alegría por haber guardado un trocito de historia del automovilismo español para Burgos.

-          ¿Existen barreras para una mujer en el mundo del motor?

·         Según mi opinión no las hay, es un deporte donde todas tenemos cabida, incluso en las motos donde el físico es mucho más importante. Laia Sanz está luchando por ganar la carrera o una de mis mentoras en Qatar, Jutta Kleinschmidt, fue capaz de ganar esta carrera en coches. Lo bueno del mundo del motor es que todos competimos juntos, no hay categorías femeninas. A mí me atrae mucho ésta opción, no me gustaría que nos separasen.

-          ¿El Dakar es como lo imaginaba?

·         Si, lo he seguido durante muchos años y a nivel de dureza era tal y como me lo esperaba. Lo que sí que me ha sorprendido ha sido el seguimiento y la repercusión que tiene la prueba. A los participantes del Dakar nos tratan como a dioses, es increíble la pasión que tienen todos los países por el Dakar.

-          ¿Con qué se queda?

·         Con cada segundo vivido allí, desde los momentos malos, los buenos, los no tan buenos, los ratos de descanso, la gente, los lugares por los que hemos pasado... Me quedo con TODO.

-          Lo mejor y lo peor del Dakar

·         Lo mejor todo, lo peor nada.

-          ¿Qué valor tiene la medalla conseguida?

·         Incalculable, aunque la tenga yo es una medalla que pertenece a muchas personas, desde patrocinadores, familia, amigos, equipo...

-          ¿La experiencia será distinta si repite en el futuro?

·         Supongo que ya no tendré la presión de terminar y de demostrar que se puede terminar el primer Dakar que se corre. Supongo que intentaremos luchar por estar en los primeros puestos de nuestra categoría.

-          ¿Próximos objetivos?

·         Seguir aprendiendo mucho compitiendo en España, en el mundial y ojalá podamos hacer otro Dakar.

-          Después de conseguir su meta… ¿su vida ha cambiado?

·         Más que cambiar, me ha hecho madurar como piloto y como persona, me encuentro muy satisfecha con todo el trabajo que hemos hecho todos. Me han apoyado desde el minuto uno y me he rodeado de gente 10 como profesionales y como personas, así que me encuentro en un momento de mi vida muy feliz.

Comentarios

No hay comentarios. Se el primero en poner uno.

Publicar comentario

Solo los usuarios registrados pueden enviar comentarios.

Portada    Burgos    Deportes    Fotos    Pueblos    de Tapas    Entrevistas    Videos    Hemeroteca    Contactar
Copyright 2009 domingo, 23 de julio de 2017    Declaración de Privacidad  Términos de Uso
 
Web Analytics