Entrevistas


 Tiene 20 años, vocación de maestra casi antes que uso de razón, estudia Magisterio de Educación Primaria en la Universidad de Burgos y en sus ratos libres da clases de inglés y francés y aun así le queda tiempo para dar catequesis en la Parroquia de San Julián.

Beatriz Saiz Domingo que sustituye a Beatriz de la Fuente en el trono de los Sampedros se apuntó a su Peña, Los Felices, para disfrutar de las fiestas de una forma diferente junto a sus amigos. Beatriz había formado parte, cuando todavía era una niña, de la Peña Los Mangas e incluso recuerda con “buen sabor de boca” que un año fue elegida reina infantil. Así que no se lo pensó dos veces cuando se enteró que Los Felices buscaban reina y quiso repetir la experiencia.

Confiesa que cuando el Alcalde pronunció su nombre en el Teatro Principal para nada se lo esperaba y que de hecho una compañera la tuvo que dar unos “toquecitos” en el brazo para que despertara de su sueño. Que, efectivamente, se había hecho realidad.

Esta joven burgalesa risueña y de ojos azules espera ansiosa el día de su proclamación y se decanta por la Ofrenda de Flores como su acto favorito de las Fiestas, al que recuerda haber ido desde pequeña en compañía de su hermano y vestida de regional. Este año le corresponderá a ella el honor de abrir la jota burgalesa en honor de Santa María la Mayor, para la que ya ensaya junto a Justo del Río. Beatriz anima también a todos los burgaleses a participar de las fiestas porque “aunque no estés en una peña, si quieres puedes pasártelo bien”.

Su homóloga infantil, por su parte, tiene 10 años, estudia en el Colegio del Círculo Católico y le encanta hablar con sus compañeros y dibujar. Natalia Valeria Hidalgo se presentó a reina de su peña, el Club Ciclista Burgalés –del que lleva formando parte desde hace tanto tiempo que ni recuerda- porque “me gustaba” y cuenta, no sin cierta timidez, que “confiaba en que me eligieran, aunque no estaba segura”.

De su elección como Reina infantil de estos Sampedros afirma que la pilló por sorpresa y que se puso tan nerviosa que hasta le temblaban las piernas. De nuestras fiestas se queda con la cabalgata y, por su puesto, con las barracas, aunque este año está inquieta porque llegue el día de su proclamación. 

Comentarios

No hay comentarios. Se el primero en poner uno.

Publicar comentario

Solo los usuarios registrados pueden enviar comentarios.

Portada    Burgos    Deportes    Fotos    Pueblos    de Tapas    Entrevistas    Videos    Hemeroteca    Contactar
Copyright 2009 martes, 28 de marzo de 2017    Declaración de Privacidad  Términos de Uso
 
Web Analytics